"Arromboidéese sobre el diván y disfrute de su filete frito sobre roca del Sáhara con extractos de moho amazónico, mientras lee posts de lo más interesantes"

Informática y ciencia

¿Te interesan los avances tecnológicos más novedosos? Debates, artículos científicos, curiosidades,... ¡Entra en nuestra sección de ciencia y tecnología pinchando en la imagen!

Actualidad

Entérate de las reflexiones y las críticas que escriben nuestros autores sobre temas de actualidad, además de las últimas noticias.

Artes

Arquitectura, música, pintura, cine, literatura... ¡todo en El Diván del Psicólogo!

Relatos y poesía

¡Emociónate con los relatos y la lírica de nuestros escritores!

Series

Ve series como Afro Samurai, Death Note y muchas más, aquí, en El Diván del Psicólogo.

31 ene. 2013

La verdad sin disimulos, por Stefanie Claudia Müller

Dejo esto aquí porque me parece un artículo la mar de interesante. Disfruten, pese a lo largo que parece se lee en 5minutitos: Así nos ve Alemania.

Traducción de un artículo publicado en varios periódicos económicos alemanes, por Stefanie Claudia Müller (corresponsal alemana en Madrid y economista), su corresponsal en España.

En Alemania crece la critica contra la supuesta "mentalidad de fiesta" de los españoles; en España los medios cada vez son más negativos con la supuesta dureza de la canciller Merkel. Pensamos que la situación es mucho más compleja de lo que presentan ambos gobiernos y la mayoría de los medios. España no es Grecia, pero España puede ser un paciente crónico si Alemania, junto con Europa, no contribuye a solucionar sus verdaderos problemas.
España no debería recibir más dinero sin que se cambie a fondo el sistema político y económico, hoy en manos de una oligarquía política aliada con la oligarquía económica y financiera, y sin que se aumente la participación ciudadana real en las decisiones políticas. Para no perpetuar la crisis y endeudar a los españoles durante generaciones, el Gobierno espa-ñol debe reformar a fondo la administración de las comunidades autónomas y los ayuntamientos, en su mayoría en bancarrota y completamente fuera de control, sometiendo a referéndum el modelo de Estado.
Este tema es la clave del futuro de España, porque las regiones, ayuntamientos y diputacio-nes son los responsables de los dos tercios del gasto público ―234.000 millones frente a 118.000 el Estado en 2011―, excluyendo la Seguridad Social ―23.000 millones―, y este gasto se realiza en condiciones de descontrol, despilfarro y corrupción totalmente inaceptables. Las razones verdaderas de la crisis del país, en consonancia con lo dicho, nada tienen que ver con salarios demasiado altos ―un 60 % de la población ocupada gana menos de 1.000 eu-ros/mes―, pensiones demasiado altas ―la pensión media es de 785 euros, el 63% de la media de la UE-15― o pocas horas de trabajo, como se ha trasmitido a veces desde Ale-mania. A España tampoco le falta talento, ni capacidad empresarial ni creatividad. Tiene grandes pensadores, creativos, ingenieros, médicos excelentes y gestores de primer nivel.
La razón de la enfermedad de España es un modelo de Estado inviable, fuente de todo nepotismo y de toda corrupción, impuesto por una oligarquía de partidos en connivencia con las oligarquías financiera y económica, y con el poder judicial y los organismos de control a su servicio. En España no existe separación de poderes, ni independencia del poder judicial, ni los diputados representan a los ciudadanos, solo a los partidos que los ponen en una lista. Todo esto lleva también a una economía sumergida que llega al 20% del PIB y que frena la competencia, la eficacia y el desarrollo del país. Además, detrae recursos con los que podrían financiarse educación y sanidad.
Las ayudas para España, igual que para otros posible candidatos de rescates, no deben ir a bancos ya casi en bancarrota y fuertemente politizados. En la CAM, el Gobierno ha comprometi-do 16.000 millones de dinero público en lugar de cerrarla; en Bankia, 23.000 millones, y el Ejecu-tivo acaba de darle 5.000 millones urgentemente para cubrir pérdidas en vez de cerrarla, y además de forma tan extraña que despierta todo tipo de recelos. ¿Por qué se ha utilizado el di-nero de los españoles (FROB) en vez de esperar los fondos de la UE? Es lícito suponer que la razón es la siguiente: los bancos no quieren que la UE investigue sus cuentas.
Control estricto y duras condiciones. Ya el caso de Grecia ha demostrado que las ayudas eu-ropeas tienen que estar vinculadas a un control estricto y condiciones duras. Esas condiciones no pueden solamente representar recortes sociales o subidas brutales de impuestos, como hace ahora el Gobierno de Mariano Rajoy con la excusa de Europa. Se tiene que cambiar más en Es-paña que cortar gasto social, que de todos modos es mucho más bajo que en Alemania, y hay otros gastos infinitamente más relevantes que se pueden eliminar. Además, los casos de co-rrupción resultan tan escandalosos, incluso en el propio Gobierno, que uno solo puede lle-gar a una conclusión: el dinero de Europa no puede ser manejado por personas tan increí-blemente venales.
No puede permitirse por más tiempo este nivel de corrupción, y menos aún a 17 regio-nes funcionando como estados independientes, con todos los organismos multiplicados por 17, desde 17 servicios meteorológicos a 17 defensores del pueblo, con 200 embajadas, 50 canales de TV regionales en pérdida, 30.000 coches oficiales o 4.000 empresas públicas que emplean a 520.000 personas, creadas específicamente para ocultar deuda y colocar a familiares y amigos sin control ni fiscalización alguna. En conjunto, unos 120.000 millones, equivalentes al 11,4% del PIB, se despilfarran anualmente en un sistema de nepotismo, co-rrupción y falta de transparencia.
Y con esto se tiene que acabar, entre otras cosas, porque ya no hay dinero. Los últimos da-tos de las cuentas públicas conocidos la pasada semana son escalofriantes. El déficit del Estado a julio ascendió al 4,62% del PIB, frente a un déficit del 3,5% comprometido con la UE para todo el año (del 6,3% incluyendo regiones y ayuntamientos). Pero lo realmente inaudito es que Espa-ña está gastando el doble de lo que ingresa. 101.000 millones de gasto a julio frente a 52.000 millones de ingresos, y precisamente para poder financiar el despilfarro de regiones y ayun-tamientos, que no están en absoluto comprometidos con la consolidación fiscal.
El tema del déficit público es algo que roza la ciencia ficción, y que ilustra perfectamente la credibilidad de los dos últimos gobiernos de España. En noviembre de 2011, el Gobierno dijo que el déficit público era del 6% del PIB; a finales de diciembre, el nuevo Gobierno dijo que le habían engañado y que el déficit era superior al 8%, y que se tomaba tres meses para calcularlo con to-da precisión. A finales de marzo, se dijo que definitivamente era del 8,5%, y ésta fue la cifra que se envió a Bruselas. Dos semanas después, la Comunidad de Madrid dijo que sus cifras eran erróneas y el Ayuntamiento de la capital igual… el déficit era ya del 8,7%.
Sin embargo, la semana pasada el INE dijo que el PIB de 2011 estaba sobrevalorado y, con la nueva cifra, el déficit era del 9,1%; dos días después, Valencia dijo que su déficit era de 3.000 millones más; o sea, que estamos en el 9,4% y las otras 15 CCAA y 8.120 ayuntamientos aún no han corregido sus cifras de 2011. Lo único que sabemos es que están todas infravaloradas. El déficit real de 2011 puede estar por encima del 11%, y en 2012 se esta gastando el doble de lo que se ingresa. Como dice el Gobierno de Rajoy, “estamos en la senda de convergencia”. Y es verdad… de convergencia hacia Grecia.
Claramente, la joven democracia española tiene todavía muchos déficits de representatividad y de democracia que deberían interesar a la canciller Merkel y también a Europa, si queremos evitar una Grecia multiplicada por cinco y salvar el euro. Esto es lo que ha hecho posible el des-pilfarro masivo de las ayudas europeas, con una asignación disparatada de las mismas, a pesar de que estas ayudas han supuesto una cifra mayor que la del Plan Marshall para toda Europa.
Es frustrante que a causa de este sistema oligárquico nepotista y corrupto se destroce talen-to y creatividad y que ahora muchos jóvenes se vean forzados a trabajar fuera, muchos en Ale-mania. Esa situación nos ha llevado a una distribución de riqueza que es de las más injustas de la OECD. La antaño fuerte clase media española está siendo literalmente aniquilada.
Resumiendo: no es una falta de voluntad de trabajo, como se piensa tal vez en algunos paí-ses del norte de Europa, lo que hace que España sufra la peor crisis económica de su Historia. Es un sistema corrupto e ineficiente. La crítica del Gobierno alemán y sus condiciones para un rescate de España se deberían concentrar en la solución de esos problemas. En caso contrario, solo conseguirán que una casta política incompetente y corrupta arruine a la nación para varias generaciones.

27 ene. 2013

La tentación vive arriba

Es curioso como miles de personas han visto esta imagen:


...pero no todo el mundo sabe de qué película es. Hoy voy a quitar estas dudas de vuestras mentes. El film que protagoniza Marilyn Monroe junto con Tom Ewel (en la foto junto a ella), se llama "La tentación vive arriba". En él, Ewel hace el papel de un neoyorkino, que como otro cualquiera se queda en el mes de agosto trabajando mientras su mujer y su hijo se marchan de vacaciones. En este tiempo, Richard Sherman (que es como se llama el personaje) promete a su esposa dejar de fumar, beber, acostarse pronto... y en definitiva portarse bien. Todo va perfecto cuando aparece una despampanante vecina (Marilyn) que le hace perder la cabeza.
La película es un auténtico puntazo. Si queréis pasar un buen rato y reíros, no tiene ningún desperdicio. Es más, todo el mundo debería de haberla visto. Os dejo aquí el tráiler:

22 ene. 2013

Ser mujer

-          -  ¿Se podrá seguir siendo una mujer…. sin útero ni pechos?

Judit, desconsolada, agotada, hundida por completo en la tristeza más profunda, casi no consiguió terminar la pregunta. Inmediatamente después de formularla rompió a llorar ante un dolor incomprensible.

Hacia dos meses que le habían diagnosticado un carcinoma de cérvix que le había acabado por afectar todo el útero. Para más inri, otro carcinoma intraductal infiltrante estaba acabando con su mama izquierda. Con 22 años, la proliferación de las células cancerosas era más que imposible de frenar. Su capacidad de generación de tumores por una gran renovación celular debida a su joven edad era imparable. No había otra solución que extirpar ambos órganos para evitar la metástasis. Eso, o sería demasiado tarde para salvarse.

Judit sollozaba tan fuerte y su llanto era tan desabrido que a John se le había roto el alma. Le era prácticamente inhumano verla así: su rostro consumido por la desesperación, su mirada perdida en el padecimiento, su temor ante la pérdida de la identidad, su postura encogida y desprotegida, su agobio ante lo desconocido, sus lágrimas resbalando lentamente por sus esculpidas mejillas… La opresión que el chico sentía en el pecho ante la situación que estaba presenciando le era un auténtico tormento.

Ella, acostada en la cama, agarraba fuertemente una sábana con una dureza con la que no se daba cuenta que estaba haciéndose daño. Escondía sus sollozos en la almohada y desahogaba su sufrimiento con la angustia, el ahogo, la desolación del llanto. “Judit, por favor, para, no te hagas esto” pensaba John… y no pudo soportar la frustración.

-         -  Sabes, tan bien como yo, que sí –le contestó John.

La chica de cabello oscuro pasó a gimotear más lentamente y sin dejar de derramar una lágrima, le miró asombrada. La voz de John seguía siendo tan dulce como la primera vez que la oyó, y eso siempre ayudaba… Pero su pena era tan arraigada, tan honda, tan dolorosa… que no quería entender al joven.

-    - Sabes perfectamente que está escrito en tu genoma. Tus cromosomas te definen. Eres un individuo con cromosomas sexuales XX. Vas a seguir siendo una mujer aunque borren todos tus caracteres secundarios…

Judit estaba realmente fascinada. ¿Estaba de broma? ¿No entendía que iba a perder su identidad como mujer? ¿No entendía que estaban quitándole partes de su cuerpo, trozos que no volvería a recuperar? ¿Piezas que constituían su yo, su imagen, su estructura? ¿Por qué John decía esas cosas ahora? ¿Acaso le parecía el momento oportuno?

John continuó hablando.

-     - Esto supone un cambio importante, no creas que no lo sé. Estas modificándote. No vas a volver a ser la misma de antes en cuanto a aspecto externo, pero a pesar de todo, ¿quién va a mirar si tienes o no útero? –John no sabía si lo estaba arreglando- Es decir… tu órgano de la cópula, tu vagina, sigue intacta. No vas a tener problemas con el sexo. -¿Estaba fastidiando más la situación? Desde luego no era su intención-  Bueno, me refiero a que tampoco eso supone “aspecto externo”… ¿Los pechos? Siempre podemos implantar unas prótesis. Eso sería lo único que verías diferente.

Judit sabía que pese a lo brusco que se estaba expresando, John tenía razón. El aspecto externo nunca le había importado… y al fin y al cabo, de eso se trataba… Pero no podía evitar rechazar su razonamiento debido a su profunda dolencia. Él no lo comprendía.

-        - Pero, ¿qué es lo más importante de todo? ¿En qué es lo que tienes que fijarte? ¿Qué es a lo que tienes que darle importancia?

John se acercó a la chica, sentándose en la cama y cogiéndole la mano, mientras proseguía con su reflexión.

-      - Que lo has superado. ¡Judit has superado un cáncer que amenazaba con destruirte! Vas a poder seguir viviendo, seguir formándote, llevar una vida normal… incluso podrás tener una familia.

Eso sí que ya no le veía solución. ¿Una familia? “Por favor, John, ya no puedo tener hijos… de hecho, soy un deshecho para la evolución” pensaba la joven.

-        - No, Judit, sé lo que estás pensando. PUEDES formar una familia… porque yo estoy aquí, y siempre voy a estarlo, ¿me oyes?

Surgió una mirada en el silencio. No de esas que incomodan, sino de las que están llenas de significado y acarician el aire. El joven continuó su monólogo sin apartar los ojos de Judith.

-        - ¿Los niños? No te preocupes, adoptaremos un huérfano, un pequeño niño que haya perdido sus padres, que haya sufrido otra de las muchas desgracias que ocurren en la vida, pero que con nosotros será feliz. Porque tú tuviste que sacrificar el no tener tus propios niños, pero ayudarás a otras personas con problemas parecidos. Será una relación recíproca, ¿acaso no dice eso tu moral médica? ¿Cuántas veces me habrás soltado la misma frase día tras día: “Porque yo estoy aquí para ayudar a los demás”? Y yo voy a ayudarte a ti, Judith. No tengas miedo al cambio. Afrontarlo te va a hacer más fuerte y es una auténtica tontería que pienses en que no seguirás siendo una mujer. Sí que lo seguirás siendo… y además la mujer más hermosa que he visto sobre la faz de la tierra, la mujer con la que quiero pasar el resto de mi vida.

Y con un beso en el que se fundieron sus labios, Judith volvió a ser una mujer feliz. Porque ya no le importaba la cirugía, porque ya no se sentía incompleta. John era lo que le faltaba para terminar el rompecabezas que acaba de conseguir resolver. Estaba preparada para afrontar el cambio: ahora ya podría volver a vivir. 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Enlaces

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More