"Arromboidéese sobre el diván y disfrute de su filete frito sobre roca del Sáhara con extractos de moho amazónico, mientras lee posts de lo más interesantes"

19 nov. 2010

Las cartas y filosofía

Una vez en cierta clase, mi profesora de Filosofía dijo las siguientes palabras:
"La forma de ser humana se divide en dos esencias. La primera es inmutable, actúa de base y está originada por la educación y la experiencia vividas. La segunda parte cambia constantemente debido a que es pasional y depende del estado de ánimo. Un ejemplo sería el átomo. Un átomo consta de un núcleo formado por protones y neutrones y una cobertura de electrones que giran a su alrededor. El núcleo sería la esencia inmutable, formada por la educación y la experiencia que se corresponden a los protones y neutrones. Los electrones serían la esencia pasional, ya que se cambian de un átomo a otro intentando parecerse a los átomos de los gases nobles. Sólo estos gases poseen la característica de ser inmutables. Estos interpretan a las personas que tienen un autocontrol máximo de sus sentimientos"

Llegué a mi portal y medité sobre esa idea que tanto me había sorprendido. Como siempre, me dirigí al buzón y metí la mano para coger las cartas, aunque nunca fueran para mí. Luego me subí al ascensor y me empecé a reír. En ese momento entendí lo que quería decir mi profesora. Puedo llegar a casa triste, cansada, alegre, preocupada, enfadada...pero eso no quitará que deje de alargar la mano para coger las cartas del buzón, porque es algo que ha crecido conmigo desde que era pequeña, es algo que forma parte de mi educación. Entré en casa y suspiré. Solté la mochila en el suelo y dejé las cartas en la mesilla de la entrada, pisadas por el cenicero para que no se volaran. Y volví a reírme. Ahí estaba la experiencia.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Enlaces

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More